Copia de invitacion_evj (3)

Consejo de la Cultura invita a participar en actividades abiertas del Encuentro Nacional Sitios de Memoria

Jornadas culturales de artes y archivos en torno a la Memoria y los Derechos Humanos, que comprenden: talleres, teatro, literatura, documentales, música y visitas guiadas a sitios de memoria, se realizarán el martes 5 y miércoles 6 de diciembre, en el marco del Día Internacional de los Derechos Humanos.

Cerca de 100 representantes de organizaciones que trabajan con sitios de memoria, provenientes de todas las regiones del país, llegarán hasta Santiago para participar en el “Encuentro Nacional Sitios de Memoria. Patrimonio de los Derechos Humanos: Cultura, artes y archivos”, que se realizará el martes 5 y miércoles 6 de diciembre en la Biblioteca Nacional, el Archivo Nacional y distintos sitios de memoria de la capital. El encuentro tiene por objeto conmemorar el Día Internacional de los Derechos Humanos y es organizado por el Consejo Nacional de la Cultura y las Artes (CNCA), en conjunto con la Red de Sitios de Memoria, la Biblioteca Nacional, el Archivo Nacional, el Consejo de Monumentos Nacionales y el apoyo del Instituto Nacional del Deporte.

Variado programa de actividades

El Encuentro Nacional Sitios de Memoria. Patrimonio de los Derechos Humanos: Cultura, artes y archivos ha programado actividades dirigidas a representantes de organizaciones que trabajan con Sitios de Memoria y otras abiertas a todo público.

El martes 5, desde las 17:30 horas, en la Sala América de la Biblioteca Nacional, se inaugurará el Ciclo de Cine Documental de Derechos Humanos con la presentación de El Palero. Historia de una búsqueda, película ganadora del Festival de Cine Internacional de Derechos Humanos, Nepal 2017, en la Categoría Cine Internacional. Tras la exhibición, se podrá conversar con su realizador, Patricio Santander.

En la Ex Clínica Santa Lucía y Comisión Chilena de Derechos Humanos, ubicada en Santa Lucía 162, estará montada durante ambas jornadas la intervención artística Memorias del Olvido. De la revelación a la reescritura, obra que desacraliza los silencios de las historias institucionales, colectivas e íntimas, construyendo un viaje desde la revelación hasta la reescritura acerca de los horrores de las prácticas sociales genocidas que asolaron el país durante la dictadura cívico-militar (1973-1990). De 15:30 a 17:00 horas, los creadores, Sandra Piñeiro y Mauricio Weibel, harán la presentación de la investigación y creación de la obra, actividad que continuará al día siguiente, en el mismo horario.

El martes 5 y miércoles 6, en horarios simultáneos de 15:00 a 18:00 horas, se realizarán visitas guiadas a Londres 38 Espacios de Memorias, Estadio Nacional, Parque por la Paz Villa Grimaldi y Estadio Víctor Jara; todos ellos han sido declarados monumentos nacionales y forman parte del Patrimonio de los Derechos Humanos. Las visitas guiadas son con inscripción previa.

La apertura artística del encuentro nacional se realizará el martes 5, desde las 19:30 horas, en el Estadio Víctor Jara, sitio de memoria ubicado en el Pasaje Arturo Godoy 2710, comuna de Estación Central. Durante el evento, se presentarán las canciones finalistas del 1er Festival de la Voz, Verdad, Justicia y Memoria. Contra la Impunidad, el Olvido y el Silencio, organizado por la Red de Sitios de Memoria y el CNCA de la Región Metropolitana. También se presentará el montaje musical y audiovisual El Exilio en la voz de Ismael Oddó y La Big Shoclo´s Band. La presentación de Oddó convoca a un lenguaje multidisciplinar y comprometido con la preservación de la memoria histórica y cultural de Chile, en la que el espectador puede hacerse parte, mediante un recorrido mediado de una serie de objetos, grabaciones y cartas del archivo personal de su padre, Guillermo “Willy” Oddó (1943-1991), músico miembro fundamental de Quilapayún.

Segunda jornada

En investigación y publicación destaca la presentación del libro Patrimonio de la Memoria de los Derechos Humanos en Chile. Sitios de Memoria protegidos como Monumentos Nacionales, a cargo del Consejo de Monumentos Nacionales, que se ha programado para el miércoles 6 de diciembre, desde las 09:30 horas, en la Sala Ricardo Donoso del Archivo Nacional, ubicado en Miraflores 50, Santiago Centro.

Tras la presentación del libro, entre 11:30 y 13:00 horas, se desarrollará el conversatorio Memorias de Ex prisioneros/as de Colonia Dignidad con la participación de Gabriel Rodríguez, Adriana Bórquez y Luis Peebles. Mediante la escritura, la Asociación por la Memoria y los  Derechos Humanos de Ex Colonia Dignidad ha trasmitido sus memorias de la experiencia vivida como sobrevivientes de Colonia Dignidad.

En la Sala Ricardo Donoso del Archivo Nacional, desde las 17:00 horas, se presentará  también el miércoles, la obra de teatro Mi Abuelo Horacio de la Compañía Aracataca. Este trabajo nace a partir de la estética del cuentacuentos y de la recuperación de testimonios. Con música original, se despliega un espacio escénico lleno de colores y sorpresas que se van jugando como artilugio y equeco asombrosos. Este relato personal e íntimo, que devela la historia de Chile y de toda América Latina, se va desarrollando desde el mundo cotidiano de las relaciones familiares, los afectos y los vínculos profundos. Tras la presentación de la obra, se presentará el documental “Los rastros de la luz”, de la misma Compañía, que incluirá un conversatorio con la directora, Malucha Pinto, y el equipo de Aracataca.

El acto artístico cultural de cierre del Encuentro Nacional se realizará desde las 20:00 horas, en la Escotilla 8 del Estadio Nacional. En ese Sitio de Memoria se presentarán tres obras artísticas de los Hermanos Ibarra. Se trata de Coros Ciudadanos, creaciones colectivas de voces múltiples; Víctor sin Víctor Jara, iniciativa que nace gracias a la Agrupación de Familiares de Ejecutados Políticos (AFEP) y, a modo de cantata, recoge la música y figura de Víctor Jara- quien a su vez – representa la historia de cientos de víctimas de la dictadura cívico-militar. Finalmente, se presentará la instalación lumínica 8/Estadio Nacional, que consiste en generar un estadillo de luz desde el interior de las graderías que conforman el memorial que fuera utilizado como centro de detención, tortura y ejecución durante los primeros meses de la dictadura en Chile (1973-1990).

Talleres

El programa del encuentro contempla talleres abiertos a todo público con inscripción previa, enviando un correo electrónico a: comunicaciones.reddesitios@gmail.com

  Martes 5:

  • 15.00 – 18.00 horas. Taller Memorias, represión y conservación preventiva de archivos (incluye visita guiada). Archivo  Nacional de la Administración, Matucana 151.
  • 15:30 – 17:00 horas. Taller Metodologías participativas para la elaboración de rutas de memoria, a cargo de Luis Alegría y equipo. Sala Ricardo Donoso, Archivo Nacional. Miraflores 50.
  • 17:30 – 19:00 horas. Taller de producción de actividades artístico-culturales en espacios de memoria. A cargo de Pamela Gaete. Sala Ricardo Donoso, Archivo Nacional. Miraflores 50.

Miércoles 6:

  • 10:30 – 12:00 horas. Taller y visita guiada al Archivo Nacional Histórico. Derechos Humanos y fondos documentales. Archivo Nacional, Miraflores 50.
  • 15:30 – 17:00 horas. Taller Autocuidado de equipos y espacios de memoria, a cargo del Colectivo  Acción y Arte. Sala Ricardo Donoso, Archivo Nacional. Miraflores 50.
  • 09:30 – 12:00 horas. Taller Investigación periodística en Derechos Humanos, a cargo de Javier Rebolledo. Biblioteca Nacional, Sala Ercilla. Libertador Bernardo O´Higgins 651.
  • 12:00 – 13:30 horas. Taller Comunicación de artes y cultura, a cargo de Vivian Lavin. Biblioteca Nacional, Sala Ercilla. Libertador Bernardo O´Higgins 651.
  • 15:30 – 17:00 horas. Taller de Escrituras de la Memoria. A cargo de Dr. Jorge Montealegre. Biblioteca Nacional, Sala Ercilla. Libertador Bernardo O´Higgins 651.

Fuente: Comunicaciones CNCA.

AbreLaVentana

ABRE LA VENTANA

Víctor le dice a María…Abre la ventana y deja que el sol alumbre por todos los rincones de tu casa…

Desde la Fundación Víctor Jara trabajamos todos los días para abrir las ventanas y las puertas de los espacios clausurados para el reencuentro y la memoria, como lo estamos haciendo con el estadio que lleva su nombre. Lo empezamos a hacer ahora desde nuestra nueva casa, abriendo nuevos espacios para la conversación, las artes y la celebración de la vida. No podemos ni queremos andar este camino solos, necesitamos de todos, las comunidades organizadas y las personas. Pero también del estado, con un apoyo decidido a esta tarea que no tiene mercado en donde apoyarse, que es una tarea de la nación en su conjunto.

Los caminos de la memoria no siempre son rectos y luminosos. Muchas veces son sinuosos y otras tantas nos conducen a senderos sin salida y casi siempre son cuesta arriba. Por eso mantener viva la memoria de Víctor Jara es un constante caminar, construir y reconstruir los caminos, no se puede dar nada por definitivo o asentado. Y lo que vale para nuestro Víctor, bien vale para la memoria de toda nuestra historia de violaciones de derechos humanos, en dictadura y también ahora en democracia.

El Estado debe jugar un rol de sustento a los procesos y trabajos por la memoria. No queremos que el estado realice o conduzca este trabajo que le corresponde a la sociedad civil organizada, pero exigimos que lo apoye decididamente con recursos para que abramos cientos de espacios de memoria que hoy están arrojados a la suerte de familiares de Detenidos Desaparecidos y ejecutados que están cansados y agobiados porque el estado se desentiende de sus obligaciones. Es urgente una ley de Sitios de memoria o de conciencia que de sustento y continuidad a los que organizadamente trabajan para que todo un país nunca olvide, para que los chilenos y chilenas sepan la verdad y luchen por la justicia pendiente.

Este es el tamaño del desafío que deberá encarar el nuevo gobierno que será electo este 17 de diciembre. Si no lo asume es nuestro deber, nuestra obligación y compromiso empujar los límites de este territorio en disputa hasta lograr pleno reconocimiento. Por eso no da lo mismo quien asuma el nuevo gobierno.

Abramos la ventana de nuestra conciencia y nuestro corazón para que la luz del sol ilumine nuestras decisiones, porque como le dice Víctor a María…nuestra vida no ha sido hecha para rodearla de sombras y tristezas.

Cristián Galaz

Director Ejecutivo Fundación Víctor Jara

Noviembre 2017

A descentralizar la música de Víctor: lanzamiento de reediciones de vinilos en Valparaíso

Valparaíso fue el escenario de un nuevo encuentro en torno a la música de Víctor Jara. Este martes 28 de noviembre, en el Centro de Extensión (Centex) del Consejo Nacional de la Cultura y las Artes (CNCA), se realizó el lanzamiento de las reediciones en vinilos, uno de los grandes proyectos que hemos impulsado como Fundación Víctor Jara durante este periodo 2016-2017.

En la ocasión, Francia Jamett, encargada de la Unidad de Memoria y Derechos Humanos del CNCA, señaló el aporte que estas reediciones significan en términos de construcción de la memoria, una demostración concreta de la vigencia de Víctor Jara y su legado a pesar del acallamiento que intentó instaurar la dictadura cívico-militar respecto a su figura y obra.

Posterior a la exhibición de un corto con la historia del diseño del arte de los álbumes, en voz del destacado diseñador Antonio Larrea, vino la presentación de Ángelo Escobar, cantautor y poeta itinerante, quien presentó dos canciones de su autoría y también una versión de Manifiesto.

Tal como en el lanzamiento realizado a fines de agosto en Santiago, también se realizó un breve conversatorio con el investigador Claudio Gutiérrez, quien indagó y entregó una cronología sobre los esfuerzos para preservar la obra musical de Víctor luego del golpe, el acallamiento durante la dictadura, los primeros pasos durante los años noventa y la importancia de estas nuevas reediciones, y Cristián Galaz, quien relató cómo fue el proceso de creación de estos vinilos, cuales los nuevos desafíos de la fundación, lo importante de descentralizar nuestras actividades e hizo hincapié en cómo Víctor sigue inspirando y abriendo puertas.

“Víctor nos sigue iluminando. Es bien impresionante cuando uno dice ¿qué hacer?, porque hay momentos en que uno no sabe qué hacer y hablo de todo tema, vivencias personales, pero también la gran cuestión política como la contingencia de hoy, que es muy especial, y de repente aparece Víctor y una canción que te dice cosas. De verdad así lo he vivido yo y mucha gente. El mismo Víctor dijo que canto que ha sido valiente siempre será canción nueva, y esa es la vigencia de Víctor y es la vigencia que queremos mantener. Cuando Joan nos contó porque había creado la fundación, dijo algo que ha marcado también nuestro que hacer, ‘yo quise sacar a Víctor de la clandestinidad en donde estaba’. Creo que en parte lo hemos logrado, pero falta mucho”, señaló el director ejecutivo de nuestra fundación.

Para finalizar este lanzamiento, se presentó el cantautor Rodrigo Maureira, quien con el disco Deja la vida volar (2013), inspirado en el repertorio de Víctor Jara, llegó a ser nominado al premio Altazor de 2014 en la categoría Álbum urbano.

ep009247_1

Joan Turner recibe reconocimiento BarnaSants a nombre de la Fundación Víctor Jara

El pasado 3 de noviembre, Joan Turner recibió de manos de Pere Camps, director del Festival BarnaSants, el reconocimiento Premio BarnaSants al Activismo Cultural 2017 concedido a la Fundación Víctor Jara. Este premio  ya había sido anunciado el 12 de abril, en conferencia de prensa en la sede de la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE) en Barcelona, en reconocimiento al valor de la tarea que Joan y nuestra fundación ha desarrollado con el objetivo de recuperar, conservar y, por sobre todo, difundir el legado artístico de Víctor Jara, en especial en las nuevas generaciones.

Pere Camps, en entrevista con el sitio Cancioneros.com, señaló que “estaba viviendo uno de los momentos emocionalmente más significativos y solidariamente entrañables de su vida como luchador y activista cultural y ha recordado en su intervención los lazos de fraternidad en la historia con Cataluña de la figura de Víctor Jara”.

ep009247_2

Charlas y talleres: Víctor Jara para las nuevas generaciones

Uno de los objetivos y anhelos fundamentales de la Fundación Víctor Jara es la difusión del legado de Víctor entre niños, niñas y jóvenes. Un legado que no sólo tiene que ver con su trabajo en el teatro y la música, si no también con su pensamiento e ideales de igualdad social. Para eso, desde el año pasado hemos visitados diferentes establecimientos educacionales de básica y media, con la charla “Víctor Jara, su vida y obra en tu liceo” y, desde este año, con talleres artísticos.

Al respecto, Margarita Donoso Rauld, encargada de gestión de proyectos de la fundación y responsable de la actividad, señala qué, “las charlas buscan dar a conocer la figura y legado de Víctor Jara, dar a conocer el alcance de su mensaje y cómo hoy continúa siendo vigente. No intenta ser una revisión cuantitativa de su biografía, si no más bien compartir que pensaba, sentía y cuales son las fuerzas que lo movían, su visión de qué es ser un artista, su sensibilidad y su compromiso. Dónde estaría hoy Víctor y cómo ha tocado a otros artistas que lo recuerdan”.

En las escuelas y liceos esta iniciativa, de la cual también es parte nuestro director Daniel Alcaíno,

ha tenido una gran respuesta, siempre muy positiva. Ejemplo de esto es la nota que destacó el Colegio Santa Clara de Placilla de Peñuelas en Valparaíso, en su sitio web, señalando que, “la actividad se enmarcó en el contexto de nuestra Semana de la Paz y fue una experiencia muy interesante y emotiva para los alumnos y alumnas presentes, quienes manifestaron su agradecimiento a la Fundación Víctor Jara y comprendieron la figura de Víctor Jara como un artista universal y de creación totalmente vigente”.

Además de estas charlas, el año 2017 se inició otro tipo de intervención, los talleres artísticos. Estas son experiencias mucho más cercanas y así lo describe también Margarita Donoso, “los talleres buscan entregar una experiencia significativa a los y las jóvenes sonde sean protagonistas. Durante una hora y media o dos horas la idea es que vivan un momento de acercamiento experiencial a la música o al teatro que son las artes que estamos indagando en esta experiencia. Las artes que Víctor amaba. Estas experiencias son guiadas por tutores para quienes Víctor Jara es una persona importante en su quehacer artístico, y también buscamos que esta experiencia personal pueda ser compartida.

“El taller es una instancia de pruebas de juegos y de compartir la visión que se tiene y siente de Víctor jara. Durante el taller se trabaja la confianza y la creatividad despertando la sensibilidad de nuestro alumnos para así tener un mejor aprecio y escucha de la visión y poética de Víctor Jara, por lo tanto todas las interpretaciones que se han realizado están netamente conectados con el lado sensible de cada alumno y es lo que queremos lograr”, describe Carlota Riveros, directora de la Compañía RubyBox Theater y tallerista en estas actividades”.

Estos talleres y charlas también serán parte de nuestras actividades del año 2018, promoviendo que sean muchísimos más los niños, niñas y jóvenes que conozcan, mediante el arte, el mensaje que Víctor Jara quería para el país.

25dbdf49271ddc3e2c6286b067a7f864

Galopando desde oriente: breve historia del caballo de El Derecho de vivir en paz

Al revisar la discografía de Víctor y el arte que la acompaña, uno de los elementos que más llama la atención por su singularidad es el caballo que aparece al interior y en la contraportada en el disco El derecho de vivir en paz.

Ya lo señalaba en una entrevista el destacado diseñador y fotógrafo Antonio Larrea, esta ilustración era un tanto inusual en el contexto, pero Víctor estaba empecinado en incluirla. “Era un caballo de ilustración oriental, dibujado con pincel, y yo le dije que por último fuera un caballo mexicano, con la fuerza del mural latinoamericano, pero no ja, ja, ja. Así es que lo puse muy chiquitito atrás, en la parte blanca sin ninguna explicación”, explicó Antonio.

¿Cómo llegó esa ilustración a manos de Víctor y qué lo motivó a que este caballo en particular fuera parte del arte del álbum?, ¿tendrá que ver con la libertad o con la exploración de nuevos sonidos y territorios mencionados en las letras de El Derecho de vivir en paz? Eso no lo podemos afirmar, pero de lo que sí ahora tenemos certeza es de su origen, información que nos llegó desde el otro lado del mundo.

Luego de su visita en septiembre, el monje Gyoro Nagase quedó aún más conectado con la obra y mensaje de Víctor. Fue él quien, después de recibir como regalo un vinilo de El derecho de vivir en paz, decidió buscar más información y de esta forma nos pudo contar, vía correo electrónico, que este caballo fue pintado por el renombrado artista chino Xu Beihong (1895-1953), conocido por sus pinturas de caballos galopando. De origen humilde, al igual que Víctor, Xu Beihong estudió en Francia y Alemania, fue docente, presidente de la Academia Central de Bellas Artes en su país y se convirtió en un referente en Asia y Europa.

25dbdf49271ddc3e2c6286b067a7f864

viral_vinilos

Reediciones de vinilos serán lanzados en Valparaíso

Las reediciones de los vinilos de Víctor Jara, lanzadas en Santiago a fines del mes de agosto y financiadas por el Programa Otras Instituciones Colaboradoras del CNCA, ahora llegarán a Valparaíso gracias a una actividad en conjunto de la Fundación Víctor Jara y la Unidad de Memoria y Derechos Humanos del Consejo Nacional de la Cultura y las Artes (CNCA).

Este evento se realizará martes 28 de noviembre a las 19:00 horas, en el Centro de Extensión (Centex) del CNCA y contará con la presentación del cantautor y profesor Rodrigo Maureira -quien, a partir del cancionero de Víctor Jara creó Deja la vida volar (2013), disco con el que llegó a ser nominado al premio Altazor de 2014 en la categoría Álbum urbano- y del cantautor y poeta itinerante Ángelo Escobar, vinculado a espacios ciudadanos y comunitarios. Además se desarrollará un conversatorio con el investigador Claudio Gutierrez y Cristián Galaz, director ejecutivo de la Fundación Víctor Jara.

“Salir de Santiago y romper el centralismo cultural es un objetivo permanente de la Fundación. Ir a Valparaíso a dar en terreno la noticia de que Victor está aquí de vuelta en vinilo, su formato original, es también una gran noticia para nosotros. Víctor no es solo para los que vivimos en Santiago, es patrimonio de todos los chilenos vivan donde vivan”, manifestó Cristián Galaz.

Al respecto, Francia Jamett, encargada de dicha unidad del CNCA manifestó que la iniciativa de apoyar esta actividad, llevándola así fuera de Santiago, nace por los objetivos de difusión y puesta en valor de la cultura, con una mirada desde los Derechos Humanos que tienen en común ambas instituciones. “Es un trabajo que nos identifica. Además el poder difundir la obra de Víctor Jara en regiones favorece el acceso a la comunidad, en este caso, de Valparaíso”.

alicia

Alicia Lira, presidenta de la AFEP: “Siempre se debe ser un dirigente aglutinador”

Alicia Lira Matus, nació en Concepción. Vivió su infancia en Plegarias, un pequeño pueblo ligado a la minería del carbón. Allí Alicia, su madre y sus hermanos vivieron no sólo las dificultades e injusticias que enfrenta la clase obrera, sino también la solidaridad entre vecinos y vecinas. La dignidad e importancia del trabajo colectivo.

La militancia en las Juventudes Comunistas trajo a su vida, además del trabajo político, el amor. Conoció ahí al también militante Felipe Rivera, con quien se casó en febrero de 1970. Fue el asesinato de su compañero a manos de la dictadura cívico-militar lo que lleva a Alicia a ingresar a la Agrupación de Familiares de Ejecutados Políticos (AFEP), organización nacida en 1976, que ella preside desde el 2009. Hoy, tanto Alicia como la AFEP son símbolos de la defensa por lo Derechos Humanos en Chile. Una lucha que este 2017 ha contando con un trabajo muy articulado entre sus organizaciones, conjugando sus similitudes y sus diferentes puntos de vista, para así llevar una agenda potente de denuncia y de apoyo a nuevos movimientos sociales.

-Alicia, ya estamos casi finalizando este año, ¿cómo evalúas este 2017 para la AFEP?

AAA_5684“Para nosotros como agrupación el 2017 ha sido bastante importante. Primero por los avances que hemos tenido con las querellas que hemos presentado. El 30 de octubre, Día del Ejecutado Político, presentamos 30 querellas pendientes donde incluso hay una por un no nato. Pero al mismo tiempo ha sido un año fundamental porque la agrupación ha tenido un trabajo internacional bien relevante. Este año estuvimos como observadores en el proceso de paz en Colombia, ya que toda la gente progresista, pacifista en América Latina y el Caribe quiere que haya paz realmente en Colombia, con procesos democráticos donde todos sean representados. También haber trabajado en el proyecto de un libro con la historia de la agrupación, por primera vez, contando cuando las heroicas compañeras. Estoy hablando del año ’76, cuando a pesar del terror y el miedo conformaron la agrupación”, agrega.

Este libro es un reconocimiento a quienes ha conformado a la AFEP durante su historia, como Otilia Vargas, Josefina Santa Cruz, Berta Ugarte, Michel Nash padre, entre muchos familiares más. Está en su etapa final y espera ser lanzado a mediados de diciembre. En él se relatarán los inicios de la agrupación y las diversas luchas en las que han participado tanto en Chile como en América Latina. “A fines del 76, ellas se reunían en casas como la sede de las Empleadas Particulares, en la casa de Clotario Blest o la de ellas mismas. Pero este libro también mostrará el trabajo de amplitud, porque la agrupación por mucho tiempo ha sido parte del cierre de la Escuela de las Américas”, señala Alicia.

-Además del trabajo realizado por la AFEP, este año hemos visto actividades realizadas en conjunto por muchas organizaciones sociales, sitios de memoria y de Derechos Humanos. En este sentido, ¿cómo evalúas el trabajo que han desarrollado como articulación durante el 2017?

20170728_190755“Lo más importante es que hemos podido hacer una aglutinación en el movimiento de los Derechos Humanos. Conformamos hace más de un año la Coordinadora Nacional de Organizaciones de Derechos Humanos y Sociales, con la que hemos tenido hitos bastante importantes como la exposición que se hizo el 2016 en la Plaza de Armas, que fue abierta, unitaria y bien representativa. El otro hito fue la marcha el 28 de julio desde Plaza Italia a Plaza de Armas, que primero, tímidamente, pensábamos que no íbamos a convocar a más de 500, 600 personas, pero fue tan bien valorada que pasamos las 2.000 personas. Demostramos ahí que la gente quiere… necesita un movimiento de DDHH unitario, con los sitios de memoria, organizaciones sociales, sindicales, etc., y a raíz de eso es que hemos mantenido este trabajo”.

Alicia enfatiza que la labor de las organizaciones de DDHH se hace aún más relevante en años como este, donde casos como el milicogate, el pacogate y los 26 consejos de guerra de los cuales participó el ex Comandante en Jefe del Ejército, Juan Emilio Cheyre, salen a la luz. Es por eso que la labor de la Coordinadora no descansa, denunciando por ejemplo las campañas pro impunidad como la de Punta Peuco, como también apoyando a causas como la extradición de Mauricio Hernández Norambuena a Chile por su lucha antidictatorial y de resistencia. “Esa dignidad que tienen los familiares, no la tienen los criminales. Porque hoy se victimizan… dicen que están enfermos, seniles”, sostiene Alicia.

Nuevas luchas a las que sumarse

Esta valoración positiva del trabajo durante este 2017, tanto de la AFEP como de la Coordinadora Nacional de Organizaciones de Derechos Humanos y Sociales no sólo tiene que ver con denuncias y movilizaciones relativos a la violación de DDHH durante la dictadura cívico-militar.

Al respecto Alicia explica que “Estuvimos denunciando cuando vino el vicepresidente de Estados Unidos [Mike Pence] aquí a mandar al gobierno a cortar las relaciones con determinado país, cuando la injusticia ha pasado con el movimiento mapuche (…) y nosotros como AFEP tenemos hasta un lienzo de cuando participamos en la manifestación No más AFP. Tuvimos también participación, y bien lo valoraba el Director del Museo de la Memoria, Francisco Estévez, en la primera marcha masiva Ni una menos. Nosotras estuvimos ahí con nuestro lienzo, con los rostros de nuestras compañeras que fueron ejecutadas, porque nos duele que se esté matando a las mujeres”.

Sin duda, este apoyo a los movimientos sociales resulta lógico para una organización que lucha por el respeto y la dignidad de todas las personas. “Nuestros familiares luchaban por una sociedad más justa, por salud vivienda, por el respeto fundamental de los DDHH, pero nosotros como familiares también éramos parte de ese proceso y muchos otros se han sumado no sólo con el legado de sus seres queridos si no que han hecho carne también este sentido y hoy para ellos también son fundamentales estos movimientos de la sociedad. Porque es nuestra sociedad, es nuestro país” enfatiza Alicia.20170719_110537

De hecho, ustedes como articulación de DDHH plantean que la impunidad del pasado permite las injusticias de hoy…

“¡Claro! qué mejor consigna que esa de nuestra marcha del 28 de julio y que la mantuvimos para el 10 de septiembre. La impunidad de ayer avala las injusticias de hoy. Aquí hay que lamentar crímenes de comuneros mapuche, trabajadores como Rodrigo Cisternas, Nelson Quichillao, Manuel Gutierrez, por nombrar algunos que han muerto en demandas laborales. No estaban asaltando un banco, estaban en un lugar determinado exigiendo mejores salarios y llegaron las fuerzas represivas con sus balazos y los mataron. Como los crímenes de la dictadura esto cruza el país: Rodrigo Cisternas en las forestales del sur, Nelson Quichillao en el norte allá en El Salvador, Manuel Gutiérrez acá en Santiago”, señala.

Otro de los desafíos que plantea Alicia tanto para la AFEP como para toda organización que esté en la lucha por lo Derechos Humanos, es la aparición de nuevos liderazgos que puedan dar continuidad al trabajo realizado. “Hay que ir preparando recambios porque uno se enferma, se cansa, los años pasan y la organización sigue. Entonces hay que no olvidar lo que la organización ha significado, pensar lo que las compañeras desde el ’76 en adelante nos han dejado, la historia que fueron construyendo. Nosotros somos parte de eso pero somos personas pasajeras, pero las organizaciones no. Por eso es también importante el trabajo colectivo”

Y tal como su lucha contra la impunidad, la agenda de movilizaciones de la Coordinadora Nacional de Organizaciones de Derechos Humanos y Sociales no cesa. Una de las últimas actividades que tendrá la Coordinadora será el 7 de diciembre con una marcha desde Plaza Italia hasta Plaza de Armas y velatón en el marco de la conmemoración del Día de los Derechos Humanos.

“Sentimos que quienes somos parte de esta coordinadora, aun teniendo matices y algunas opiniones distintas hemos logrado decir que lo que importa es cómo limamos asperezas y cómo juntamos lo que es mejor para todos”

 

Gestoras del Espacio Cultural Nuestros Hijos (Argentina) visitaron el Estadio Víctor Jara

La articulación y el poder compartir experiencias relativas a sitios de memoria es vital para conocer los desafíos, dificultades y modelos de gestión que han desarrollado otras organizaciones, especialmente, en Sudamérica y así fortalecer el propio trabajo que los sitios chilenos están desarrollando. En este contexto fue que visitaron el Estadio Víctor Jara Verónica Parodi, directora del Espacio Cultural Nuestros Hijos (ECuNhi) de las Madres de Plaza de Mayo y Karina Micheletto, periodista del diario Página 12 (Argentina), acompañadas por Francia Jamett, Encargada de la Unidad de Memoria y DD.HH del CNCA.

El ECuNhi es un espacio ubicado en el predio que fuera de la Escuela de Mecánica de la Armada, ESMA, en la ciudad de Buenos Aires. Durante la última dictadura militar argentina, allí funcionó el más grande de los centros clandestinos de detención. Este lugar, que cuenta con 32 edificios, se planificó y ejecutó el plan sistemático de desaparición de personas, se torturó y se mató, tal como se hizo en muchísimos centros en Chile que hoy los sobrevivientes y sus familias buscan rescatar y poner en valor para la comunidad. Ahí, desde el año 2008 y por decisión de las Madres, se promueven el aprendizaje, el arte y la creación.

En su visita, Verónica, Karina, Francia y nuestro director ejecutivo, Cristián Galaz, realizaron un recorrido guiado por este sitio de memoria y reflexionaron sobre la autogestión y de cómo estos espacios de conciencia se transforman también es lugares de resistencia, especialmente en momentos de incertidumbre política donde desde el Estado no existe una política clara de resguardo de estos sitios ni un trabajo por la justicia. Del encuentro surgió la idea y necesidad de continuar en contacto para generar un vínculo más estrecho entre las organizaciones y así potenciar la articulación a nivel sudamericano.