Un sueño absolutamente posible: el plan de la Fundación para el Estadio Víctor Jara

La recuperación del Estadio Víctor Jara es un anhelo para muchos chilenos, en especial para quienes conformamos la Fundación. Los graves hechos delictuales en los que se ha visto involucrado el sector de Meiggs, corazón donde se emplaza el recinto, nos plantea un desafío que no es menor y depende de muchas voluntades y de decisiones valientes.

La Fundación busca despertar a este gigante, de su largo sueño inducido y volverlo a la vida con todas sus fuerzas y capacidades.

La propuesta recoge los diversos sentidos de la historia del Estadio, deportes, cultura y Derechos Humanos, todo bajo el alero de un gran SITIO DE MEMORIA. Sus principales ejes son:

  • Un Centro de Cultura y Arte Popular que implemente una mirada alternativa sobre la vinculación con los territorios y comunidades; que promueva al Estadio Víctor Jara como un espacio cultural abierto y un escenario alternativo orientado a la cultura popular.
  • Una Escuela de Formación Artística orientada a niños, niñas, niñes y adolescentes, que potencie los talentos y capacidades artísticas que todas las personas poseen.
  • Un Área de Deporte Comunitario que promueva prácticas deportivas orientadas a fortalecer la identidad y sentido de pertenencia a los territorios, aportando al desarrollo social de las comunidades afectadas por la desigualdad y la discriminación. 
  • Un Área de Educación que trabaje desde las orientaciones de la Pedagogía de la Memoria, poniendo en el centro el diálogo intergeneracional y el intercambio de experiencias para abordar los crímenes de Estado y sus consecuencias, asegurando que no se vuelvan a repetir.
  • Un Archivo Oral y Centro de Documentación que recoja los testimonios de exprisioneros y prisioneras políticas; artistas y colectivos artísticos que han aportado a la recuperación del Estadio.
  • Un Museo de Sitio que señale los principales lugares utilizados por agentes represivos mientras el Estadio funcionó como centro de detención, tortura y ejecución.

Para realizar este proyecto de gran alcance se requiere de muchas voluntades, de la comunidad que ya está, pero principalmente del Estado y su actual gobierno. Por eso, la Fundación está solicitando se le entregue en comodato el Estadio Víctor Jara y que, al mismo tiempo, se le otorguen los recursos necesarios para hacerlo andar. El gigante dormido, el Estadio Víctor Jara, ya tiene una razón para despertar.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *